La FIFA argumenta que en muchos partidos se superarán los 30 grados, con una alta humedad, lo que supone un riesgo para los deportistas.

Antes de que contar la noticia, os recomendamos el artículo de Juan Carlos Alonso en su excelente blog El Valor del Fair Play: http://elvalordelfairplay.blogspot.com.es

El seleccionador italiano se ha salido con la suya. Su propuesta de incluir tiempos muertos durante los partidos del Mundial de Brasil 2014 ha llegado a buen puerto. La nueva norma que la FIFA incorporará para la cita mundialista permitirá un parón de dos minutos por cada parte.

El calor es una de las preocupaciones principales de los seleccionadores. En muchas de las regiones sede de los partidos se superarán de largo los 30 grados. Además de las altas temperaturas, el otro factor más preocupante es el de la humedad.

El secretario general de la FIFA, Jerome Valcke, aseguró este jueves que, en caso de calor extremo, algunos partidos del Mundial de Brasil 2014 podrán ser interrumpidos una o más veces para permitir a los jugadores descansar y rehidratarse. “En cada partido hay un coordinador, un médico y el árbitro. Estas tres personas toman medidas para asegurar buenas condiciones y pueden definir interrupciones para partidos”, dijo Valcke, quien hace dos días admitió que el de Brasil 2014 será un Mundial de temperaturas extremas.

De los 64 encuentros de la cita, cuatro serán disputados a la una del mediodía en regiones de fuerte calor del norte del país: dos en Natal, uno en Recife y otro en Salvador. La FIFA descartó totalmente la posibilidad de cambiar los horarios de estos partidos y argumentó que estudios médicos aseguraron que no habrá riesgo para la salud de los jugadores.

En cuanto al bienestar del público que asistirá los partidos bajo el sol intenso del noreste brasileño, Valcke admitió que no ha encargado estudios, pero se manifestó convencido de que no habrá problema. “Yo diría que es menos difícil para el público, que puede salir a beber agua en caso de necesidad. Es más difícil para los jugadores, que corren kilómetros sobre el terreno de juego. Nuestro estudio médico tenía que ver con la salud de los jugadores, no del público”, afirmó el secretario general.

Valcke destacó al mismo tiempo que no es inusual la disputa de partidos de fútbol bajo calor: “En 2008, la final del torneo de fútbol de los Juegos Olímpicos de Pekín se jugó a las 12 del mediodía”, recordó.

Fuente: abc.es

Share Button

Comments

comments