Bertie Bee es la mascota del Burnley, un equipo inglés de la PremierShip. Disfrazado de jugador del Rugby, anima a la grada desde su privilegiada situación a pie de césped. Bertie pasó hace cinco años a la historia por mostrar sus mejores artes para su deporte favorito y placar de esta forma a un “streaker” que había saltado al campo y ganarse el merecido aplauso del respetable.

Sin embargo, Bertie tuvo un mal fin de semana. A los 15 minutos de su partido frente al QPR, fue pillado in fraganti mientras hacia el gesto de que el asistente necesitaba gafas. El árbitro, Simon Hooper, lo cazó y lo mandó a la grada, como veis en las imágenes. Pero como al final, Inglaterra es un país con su peculiar sentido del humor, se distribuyó la imagen de la mascota encarcelada, pagando por su feo gesto.

mascota-1
mascota-2
mascota-3

Y por cierto… Bertie Bee también tiene cuenta en twitter (@officialbertie)

Fuente: arbitro10.com

Share Button

Comments

comments